La historia de la cerrajería

1 comentario mayo 10, 2019

Historia de la cerrajeria La cerrajería no siempre ha sido conocida bajo el nombre de cerrajeros, antes se conocía bajo el nombre de herreros. Esto tiene sentido, ya que la cerrajería va directamente ligada a la formación de la forja. Gracias a ella, se empezaron a fabricar cerraduras y llaves.

De esta forma, se conseguía que solo los propietarios de la cerradura tuvieran acceso a los bienes que protegían la cerradura. Debido a la aparición de los ladrones el mundo de la cerrajería ha tenido que ir evolucionando desde antaño.

Como tal, no existe un origen definido de cuando surgió la cerrajería, pero si que se piensa que los chinos y egipcios fueron los precursores. Ellos abrieron el camino y la cerrajería tuvo tal éxito que poco a poco se fue transmitiendo a las diferentes culturas como la griega o la siria. Estas culturas se dedicaron a perfeccionarla, consiguiendo una mayor seguridad en las cerraduras.

Durante esta época, existían dos tipos de cerraduras, unas más seguras hechas con hierro y otras hechas de madera más utilizadas por la gente humilde. La etimología de cerradura viene del latín serrare cuyo significado es cerrar. Este término cabe destacar que ha ido evolucionando a lo largo de los siglos.

Posteriormente, con los romanos reinventaron la cerrajería para conseguir hacerla aún más segura. Inventaron la "vuelta de llave", que para aquel entonces fue considerado un sistema de cierres de alta seguridad.

En la edad media, la cerrajería continuó evolucionando. En esta época no solo se centraban en la seguridad sino que daban un paso más allá en conseguir un diseño vistoso. Por eso, los cerrajeros casi se convirtieron en diseñadores. En función de la cantidad de diseño que llevara la cerradura más nivel adquisitivo tenía la familia. Se convirtió en un distintivo de clases sociales. También, se desarolló el pestillo.

Progresivamente, y con mucho esfuerzo y dedicación, se ha llegado a la cerrajería digital, que hoy en día es la más moderna que podemos encontrar. Sin embargo, es importante destacar que para llegar a este punto hay diversos inventos que han ido abriendo camino como fue:

Roberto Barron (1778) quien inventó la cerradura de doble vaso. 

José Bramah inventó en 1784 la cerradura de seguridad o "resorte".

En 1818 Jeremiah Chubb inventó la cerradura con detector.

James Sargent inventó la cerradura de combinación de llave cambiable.

Linus Yale inventó la cerradura del vaso del perno en 1848.

Samuel Segal en 1916 inventó una cerradura que permitía ser cerradas desde el interior para que la gente desde el exterior no pudiese entrar.

Harry Soref destacó en 1921 con la cerradura Master Lock Company y en 1924 perfeccionó sustancialmente los cerrojos.

Si necesitas máquinas duplicadoras de llaves, puedes contactar con nosotros sin ningún compromiso en 933 097 850. 


1 comentario

  • Gravatar Image
    gestoria autonomos madrid junio 25, 2019 7:38

    Muy interesante. Es una profesión muy antigua ya que nos vienen haciendo falta estos sistemas desde hace años. Muchas gracias por todos los datos y la información. Un saludo